domingo, mayo 31, 2009

Comentando...



Querida amiga, hemos estado dormitando, dejando hacer, conformándonos, votando al mal menor, y por eso tenemos nuestro tanto de culpa en la situación actual.

Hemos permitido que, pensando únicamente en nuestros bolsillos, se corrompa una sociedad en la que la moral, el honor, la honestidad y la valentía han desaparecido. Y de ello son buena muestra nuestros políticos. Todos. No quito ni uno.

No he visto ni a un sólo diputado, sea socialista, pepero, de IU, o nazionalista, pedir que se les rebajen los sueldos y las dietas para compensar un poco a los que estamos sufriendo la crisis, es decir, a los millones de tontos útiles a los que, con la limosna de un remedo de libertad cada cuatro años, quieren conformar y engañar diciéndonos que con eso está cumplido lo de "el poder reside en el pueblo".
¿Vivimos, de verdad, en una democracia?

Yo cada día estoy más convencida de que tiene que haber otras formulas, porque lo que nos han vendido hasta ahora no ha sido más que engaños, humo y espejos.


Un abrazo. Alawen la Arquera




Entrada programada

Photobucket